miércoles, 30 de septiembre de 2015

Balance de las elecciones catalanas (II)




Este segundo post sobre las elecciones catalanas va a tratar sobre datos curiosos que nos han dejado las urnas. 

Lo primero es destacar que la famosa Ley d´Hont también ha hecho de las suyas en Cataluña, beneficiando a los independentistas ya que conseguir un escaño en Girona y Lleida (provincias menos pobladas pero también las más proclives al separatismo) es más fácil que en Barcelona, la provincia más poblada con diferencia y la menos secesionista. Así, la actual división por provincias ha dejado el resultado de 62 escaños para Junts pel Sí, 25 para Ciutadans, 16 para el PSC, 11 para Catalunya Sí que es Pot, 11 para el PP y 10 para la CUP. 

Con un sistema electoral por veguerías (propuesto en 2006 y que nunca se ha aprobado), el resultado habría sido: JxSí 65, Ciutadans 24, PSC 16 y Catalunya Sí que es Pot, PP y CUP 10 cada uno, por lo que habría beneficiado aún más a los separatistas.
Sin embargo, con sistemas más proporcionales entre votos y escaños los resultados habrían sido algo diferentes:

-          Manteniendo las cuatro provincias como circunscripciones pero de forma más proporcional el resultado habría sido: JxSí 60, C’s 26, PSC 17, CatSíqueesPot 12 y PP y CUP 10 cada uno.
-          Con un distrito único, es decir, con toda Cataluña como circunscripción se obtendría el resultado más proporcional posible, beneficiando a Barcelona y perjudicando a las provincias menos pobladas: JxSí 55, C’s 25, PSC 17, CatSíqueesPot 12, PP 11, CUP 11 y habrían entrado además Unió con 3 y el Partido Animalista con 1. 

Lo segundo es destacar que el cinturón rojo de Barcelona parece que ya apenas existe. El PSC solo ganó en dos municipios (entre ellos Santa Coloma de Gramenet) y Ciutadans obtuvo un gran éxito al ganar en municipios como Hospitalet de Llobregat (segunda ciudad de Cataluña) o Sant Boi de Llobregat. Junts pel Sí ganó en Badalona (a escasa distancia del PP, cuyo candidato, Xavier García Albiol, ganó las elecciones municipales en mayo aunque no pudo gobernar), Sabadell y Terrassa, aunque a poca distancia de Ciutadans.
Lo tercero es que la ciudad de Barcelona ha votado muy diferente ahora respecto a las elecciones municipales de mayo. En estas ganó Barcelona en Comú, candidatura apoyada por Podemos e ICV, por un concejal a CiU. Ahora ha ganado Junts pel Sí a bastante distancia de Ciutadans. Aún así, los independentistas no han logrado mayoría en la ciudad. Junts ha ganado en todos los distritos excepto en el que curiosamente arrasó Colau en mayo: Nou Barris, de carácter obrero e izquierdista, que esta vez se ha decantado por Ciutadans, votando claramente en clave plebiscitaria. 

 Tercero, por comarcas no ha avanzado especialmente el independentismo respecto a 2012 (teniendo en cuenta la suma de CiU, ERC y CUP entonces) y de nuevo Girona es la provincia más independentista (JxSí ganó en todos sus municipios). Lleida es la segunda más independentista aunque en la capital no obtuvieron la mayoría pero por poco. Además, el Val d´Aran ha dado un resultado significativo apostando mayoritariamente por mantenerse en España y dando uno de los mejores resultados a Ciutadans. Hay que recordar que Arán es especial dentro de Cataluña por tener su propio idioma, mayoritario y que se habla más que el catalán aunque menos que el castellano según datos de la Generalitat. 
 Bandera del Val d´Aran.

Tarragona ha tenido un resultado muy parecido al del conjunto de Catalunya, con un gran equilibrio entre independentistas y no independentistas a favor de los segundos. La capital y sus alrededores votaron mayoritariamente a los partidos contrarios a la secesión (C’s ganó en varios municipios como Salou). 

Por último, en Barcelona el independentismo es más débil y hay mayoría de los partidos no independentistas, sobre todo en el área metropolitana de Barcelona. 

Cuarto, el bipartidismo estatal se ha estrellado en Cataluña. El PSC ha salvado los muebles aunque perdiendo más apoyos respecto a 2012 u cuatro escaños y el PP se ha despeñado y ha quedado en una posición muy debilitada. La suma de ambos, que en el resto de España es aún muy elevada, en Cataluña es muy discreta y solo destaca en municipios del área metropolitana de Barcelona, en el Val d´Aran y en municipios cercanos ya a Castellón, en Tarragona. 

Quinto, la suma de CiU y ERC desde 1984 había obtenido mayoría absoluta en Catalunya…excepto en esta ocasión. En 2012 obtuvieron en conjunto 71 escaños, en 2010 72, en 2006 70… y en algunas convocatorias como en 1992 (año de triunfo para CiU y Pujol) llegaron a tener 80 de los 135 escaños del Parlament. Ahora solo han tenido 62 y necesitan a la CUP para alcanzar la mayoría. 

Sexto, como curiosidad señalar que el municipio más independentista de Cataluña (con un 91,60 % de los votos) es L´Esquirol, en Girona. Solo un 31,5 % de catalanes vive en municipios de mayoría de votos independentista: gran parte de la provincia de Barcelona, la costa de Tarragona y el oeste, la ciudad de Lleida y el Val d´Aran y unos pocos municipios de Girona votaron mayoritariamente a partidos no secesionistas.

lunes, 28 de septiembre de 2015

Balance de las elecciones catalanas (I)



Ayer fueron unas de las elecciones fascinantes para cualquier persona que le guste la política. La situación en Cataluña ya era muy difícil y tras las elecciones lo es aún más. Debido a la complejidad de estas elecciones, el análisis se va a dividir en dos posts. 

Los independentistas consideraron desde el principio a las elecciones como plebiscitarias, aduciendo que el Estado no les deja hacer un referéndum (como así es). Sin embargo, en un plebiscito se cuentan votos y, previendo que no iban a llegar a la cifra del 50 %, la lista separatista de Junts pel Sí ya antes de los comicios avisó de que con la mayoría absoluta en escaños les valdría para iniciar el proceso de independencia de Cataluña respecto al resto de España. La otra lista independentista, la de la CUP, más radical, señaló que se necesitaba también de una mayoría en votos, pero ayer no pareció que esa opinión vaya a mantenerse, ya que los independentistas tuvieron el 47,8 % de los votos, por el 51,7 % de los no independentistas. Por lo demás, los secesionistas tienen 72 escaños, mayoría absoluta, pero perdiendo dos respecto a 2012. 

PARLAMENT DE CATALUNYA: 
1.      Junts pel Sí: 62 (-9)*
2.      Ciutadans-Partido de la Ciudadanía: 25 (+16)
3.      Partit dels Socialistes de Catalunya: 16 (-4)
4.      Catalunya Sí que es Pot: 11 (-2)**
5.      Partit Popular/Partido Popular: 11 (-8)
6.      Candidatura d´Unitat Popular-Crida Constituent: 10 (+7)
*Respecto a la suma de CiU (50) y ERC (21)
**Respecto a ICV-EUiA

Independentistas:
-          Junts pel Sí es una coalición que en inglés se denomina big tent, es decir, atrápalotodo, puesto que los partidos que la forman son muy diversos ideológicamente hablando y lo único que los une a todos es la independencia, como indica el propio nombre de la coalición. Así, está formada por Convergència Democràtica de Catalunya (CDC, de centro-derecha liberal) y Esquerra Republicana de Catalunya (ERC, de izquierda) como las dos principales fuerzas, y otras más pequeñas como Demòcrates de Catalunya (DC, de centro-derecha y escisión de Unió), Moviment d´Esquerres (MES, de centro-izquierda y escisión del PSC), Catalunya Sí (Izquierda) y Reagrupament (transversal e independentista). Tiene el apoyo también de las principales asociaciones independentistas: la Assemblea Nacional Catalana (ANC), Ómnium Cultural y Súmate (de castellanohablantes y que también apoyó a la CUP). Con todos ellos juntos han logrado ganar las elecciones con 62 escaños y un 39,57 % de los votos, siendo primeros en las cuatro provincias catalanas y todas las comarcas. En Girona y Lleida han obtenido sus mejores resultados (11 y 10 escaños respectivamente), teniendo un resultado más moderado en Barcelona y Tarragona (32 y 9). Sin embargo, se quedan a seis escaños de la mayoría absoluta y necesitarán a la CUP, y además pierden fuerza respecto a 2012: CiU y ERC tuvieron juntos 71 escaños y ahora 62. De sus 62 escaños, 29 son de CDC, 17 de ERC, 14 independientes, 1 de DC y 1 de MES. 

-          La otra fuerza independentista es la Candidatura d´Unitat Popular (CUP), de carácter anticapitalista, socialista y asamblearia. Es la fuerza más izquierdista del Parlament y la segunda que más ha crecido en las elecciones, al pasar de 3 escaños a 10, con un 8,21 % de los votos. Por provincias han tenido 7 en Barcelona y uno en cada una de las demás provincias. Ahora exigen una “desconexión” inmediata de España y de la UE, ya que rechazan permanecer en la UE, OTAN y el euro.

No independentistas:
-          Ciutadans (C’s) ha tenido un resultado impresionante al pasar de 9 a 25 escaños con un 17,91 % de los votos (17 en Barcelona, 4 en Tarragona, 2 en Lleida y 2 en Girona). Se posiciona como segunda fuerza de Cataluña y la primera no independentista. Tan solo hace un año que el partido tenía solo presencia en Cataluña y tampoco excesiva y ahora está presente en casi toda España en una expansión sin precedentes. Sus votos provienen del PSC y del PP, al que ha dejado como fuerza residual. Un dato dice mucho: el PP en 35 años de elecciones en Cataluña su máximo ha sido de 19 escaños. C’s en solo 9 años ya ha llegado a 25. 

-          El Partit dels Socialistes de Catalunya (PSC) ha resistido contra todo pronóstico aunque perdiendo cuatro escaños y pasando a tercera posición. Sin embargo, han mostrado una sintonía inédita con el PSOE, su partido hermano, y hasta han abrazado la bandera de España como nunca antes. Esto les ha identificado claramente a pesar de su pasado lleno de dudas. Por tanto, sus 16 escaños y 12,72 % de los votos (12 en Barcelona, 2 en Tarragona, 1 en Lleida y 1 en Girona) han sido recibidos con cierta satisfacción dentro de lo malo. 

-          Podemos decidió presentarse en Cataluña en coalición con otras fuerzas de izquierda: Iniciativa per Catalunya Verds, Esquerra Unida i Alternativa y Equo. La coalición se llama Catalunya Sí que es Pot (Sí se Puede). Sin embargo, sus resultados han sido, como han dicho ellos mismos, “decepcionantes”. Tan solo 11 escaños y un 8,93 % de los votos, perdiendo dos escaños respecto a los que tenía ICV por sí sola (9 en Barcelona y uno en Girona y Tarragona, sin tener representación en Lleida). 

-          Por último, el PP obtuvo un resultado desastroso al perder ocho escaños respecto a 2012 y obtener 11 escaños y un 8,5 % de los votos (8 en Barcelona y uno en cada una de las demás provincias). Un resultado que retrotrae al PP catalán a 1992 y lo deja sin apenas influencia en una comunidad decisiva para las próximas generales. 

-          Unió Democràtica de Catalunya (UDC), que decidió presentarse en solitario tras la ruptura con Convergència, no obtuvo representación al lograr solo un 2,51 % de los votos. Queda demostrado así que su fuerza dentro de CiU era mucho mayor que la realidad.

domingo, 27 de septiembre de 2015

Así nacía el partido único del Franquismo




 Sede de FET y de las JONS en la calle Alcalá, antes y después de la retirada del símbolo del partido (yugo y flechas) durante la Transición.

El día 20 de abril de 1937 muchos falangistas se tuvieron que quedar helados. En Burgos, capital de los sublevados durante la Guerra Civil, se publicaba el Decreto de Unificación, que suponía la creación del que sería el único partido legal durante la dictadura franquista: Falange Española Tradicionalista y de las Juntas de Ofensiva Nacional-Sindicalista (FET de las JONS). 

Franco tuvo una ventaja primordial para lograr su triunfo y mantener un régimen hasta su muerte: tenía un ejemplo reciente de cómo no hacer las cosas, el de la dictadura de Miguel Primo de Rivera (1923-1930), militar como él pero que no tuvo la ventaja de tener un precedente. 

Así, Franco desde el primer momento tuvo claro que en el nuevo Estado él debía ser la única cabeza (Primo de Rivera tenía al Rey por encima), y por ello nunca permitió restablecer la monarquía (a pesar del apoyo de los monárquicos en la guerra). Por otro lado, era necesario crear un partido único que consiguiese ideologizar a la población al estilo nazi y fascista pero, al contrario que estos, que no le hiciera sombra. Así, se apoyó en el partido Falange (muy pequeño durante la II República) y lo obligó a fusionarse con los carlistas, de carácter tradicionalista y muy diferente al de los falangistas tanto en su concepción de España como en el aspecto social. 

Sin embargo, si había voces discrepantes con esta forzada unificación, fueron acalladas rápidamente. En plena Guerra Civil no había espacio para la disensión dentro del bando sublevado, y el nuevo partido sería el único permitido durante toda la dictadura.
El único que podía haber hecho sombra al liderazgo de Franco fue José Antonio Primo de Rivera, hijo del dictador y fundador de Falange Española. Sin embargo, fue apresado por los republicanos y fusilado al inicio de la contienda, haciendo un favor a Franco sin querer. Desde ese momento, el dictador aprovechó para utilizar la figura de Primo de Rivera como un mártir (se le apodó “el ausente”) y se le enterró en el Valle de los Caídos con todos los honores, junto a la que posteriormente sería también la tumba de Franco.
En el Decreto de Unificación, breve y conciso, se especificó que los ciudadanos que tuvieran el carnet de afiliado de Falange Española o de Comunión Tradicionalista pasarían automáticamente a ser afiliados de la nueva formación, que se abría a recibir más solicitudes. 

Y el Decreto terminaba de forma rotunda: “quedan disueltas las demás organizaciones y partidos políticos”. Y así fue, al acabar la guerra quedaban todos los partidos ilegalizados durante más de 36 años y no volvería a haber elecciones generales hasta 1977. Mientras, el partido único (que tras la derrota de los fascismos en la II Guerra Mundial se renombró interesadamente como Movimiento Nacional) perdió peso a favor de la Iglesia, los tecnócratas y, cómo no, los omnipresentes militares que, al fin y al cabo, eran los verdaderos camaradas del Caudillo.

martes, 15 de septiembre de 2015

La educación, un tesoro



Está amaneciendo. Es la hora de los pájaros. A los colegios e institutos llegan en bandadas niños y chavales cargados con sus mochilas. Ellos no lo saben, pero todos se dirigen a la isla del tesoro. Puede que ignoren dónde está ese mar y en qué consiste la travesía y qué clase de cofre repleto de monedas de oro les espera realmente. El patio del colegio se transforma, de repente, en un ruidoso embarcadero. Desde ese muelle lleno de mochilas cada alumno abordará su aula respectiva, que, si bien no lo parece, se trata de una nave lista para zarpar cada mañana. En el aula hay una pizarra encerada donde el profesor, que es el timonel de esta aventura, trazará todos los días el mapa de esa isla de la fortuna. Ciencias, matemáticas, historia, lengua, geografía: cada asignatura tiene un rumbo distinto y cada rumbo un enigma que habrá que descifrar. La travesía va a ser larga, azarosa, llena de escollos. Muchos de estos niños y chavales tripulantes nunca avistarán las palmeras, unos por escasez de medios, otros por falta de esfuerzo o mala suerte, pero nadie les puede negar el derecho a arribar felizmente a la isla que señalaron los mapas como final de la travesía. Ese mar está infestado de piratas, que tienen su santuario en la caverna del Gobierno. Todas las medidas que un Gobierno adopte contra el derecho de los estudiantes a realizar sus sueños, recortes en la educación, privilegios de clase, fanatismo religioso, serán equivalentes a las acciones brutales de aquellos corsarios que asaltaban las rutas de los navegantes intrépidos, los expoliaban y luego los arrojaban al mar. De aquellos pequeños expedicionarios que embarcaron hacia la isla del tesoro solo los más afortunados llegarán a buen término. Algunos soñarán con cambiar el mundo, otros se conformarán con llevar una vida a ras de la existencia. Cuando recién desembarcados pregunten dónde se halla el cofre del tesoro, el timonel les dirá: estaba ya en la mochila que cargabais al llegar por primera vez al colegio. El tesoro es todo lo que habéis aprendido, los libros que habéis leído, la cultura que hayáis adquirido. Ese tesoro, que lleváis con vosotros, no será detectado por ningún escáner, cruzará libremente todas las aduanas y fronteras, y tampoco ningún pirata os lo podrá nunca arrebatar.

Manuel Vicent, Tesoro